Colosenses 1:11 DIOS es nuestra fortaleza

Colosenses 1:11 fortalecidos con todo poder, conforme a la potencia de su gloria, para toda paciencia y longanimidad.

El apóstol Pablo desea un bien muy consagrado a los hermanos de Colosas, con las palabras de este versículo el apóstol Pablo no niega la adversidad que los hermanos de Colosas se encontraban atravesando en este preciso momento, también aquí no les esta diciendo que se nieguen a la situación adversa que estaban atravesando o que se retracten de sus creencias para evitar situaciones adversas en ellos, el apóstol Pablo entiende que los hermanos de Colosas necesitan ser fortalecidos en el SEÑOR para seguir adelante.

Cuando nos encontramos en situaciones adversas y no actuamos a como el apóstol Pablo les describe a los hermanos de Colosas con paciencia y longanimidad  nosotros venimos a negar a Cristo con nuestros actos o actitudes, olvidando en si el gran costo que la cruz fue para Cristo, muchas veces ponemos mucho mas en alto valor nuestros sentimientos de dolor que el gran costo de la cruz de Cristo.

Se nos olvida por lo normal que la escritura esta para que en ella encontremos evidencia de que DIOS esta con nosotros aun en medio de las aflicciones mas severas, que DIOS es nuestro gran consuelo y que solo Él nos puede ayudar, dar fuerzas y paciencia para soportar.

Por esta razón el apóstol Pablo no deja de dar repetitiva mente a lo largo de sus cartas que el SEÑOR es nuestro consolador, debemos de notar que la petición del apóstol es clara: Necesitamos ser fortalecidos conforme a la potencia de su gloria, para toda paciencia y longanimidad.

Considerando siempre que debemos (verso 10) andar como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el conocimiento de Dios.

Share this...

Deja un comentario