Aflicción en amor cuando vemos su bien | Thomas Brooks

Si estás dispuesto a permanecer en el horno hasta que tu impureza sea consumida; si estás dispuesto a que el emplasto permanezca, aunque sea muy angustioso, hasta que haya curación; si estás dispuesto a que la medicina obre, aunque te enferme, hasta que las enfermedades sean eliminadas; todo es en amor (cf. Job 23:10; Mi. 7:9). Caín, Saúl y Faraón, todos estaban a favor de quitar el golpe o la aflicción. Ellos no claman: «Nuestros pecados son más grandes de lo que podemos soportar», sino que claman: «Nuestro castigo es más grande de lo que podemos soportar»; no claman: «Señor, quita nuestros pecados», sino: «Señor, quita el golpe de Tu mano».

Share this...

Deja un comentario